San Cristóbal de las Casas

Esta entrada pertenece a la serie México
Ver Más Entradas

– “Cuando llueve, los taxis no vienen”

Esa fue la buena noticia del día. Caían chuscos de punta y las calles inundadas (el agua hasta las rodillas en algunos cruces) y los queridos taxis decidieron no venir.

Nos despedimos de nuestra anfitriona en “El Jardín de Mérida” (Elsy) con un poco de pena. Estuvimos como en casa y ella fue muy amable.

15 horas de autobús. Espera, espera…lo voy a repetir para que os hagáis una idea: 15 horas de autobús. ¿Algo más que añadir?

Llegamos como 2 mocos a San Cristóbal de las Casas (Chiapas). Por suerte el hostal no estaba mal y el pueblo (desde el autobús) se veía prometedor.

Después de una ducha el mundo es diferente.

Salimos, cámara en mano, a reconocer el pueblo y sus encantos. Y los encontramos a pocos metros de la puerta: mercados de artesanías, población indígena, casas llenas de colores, tiendecitas para turistas, restaurantes de todo tipo y cafeterías monas…capuchinos por 10 pesos!

El pueblo es genial. Tiene iglesias muy chulas y un simple paseo por una calle cualquiera es una experiencia. No hace falta irse a las calles principales: todo el pueblo es genial. Mérida tenía un centro bonito, pero si te alejabas 3 calles la cosa no era tan pintoresca. Aquí es todo igual.

Hemos sacado bastantes fotos, nos hemos tomado 2 capuchinos cada uno y hemos comido bien y barato.

Mañana iremos al Cañón del Sumidero. Es uno de los 2 “tours” que haremos desde este pueblo. Estamos encantados con México.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.